Cómo proporciona Audi el autoservicio para desarrolladores

Audi, parte del Grupo VW, es propietaria de las marcas premium Audi, Ducati y Lamborghini. Se ha centrado en crear un entorno central seguro y estable para el desarrollo innovador a escala en todo el Grupo VW. Como parte de este proyecto, TI de Audi necesitaba reducir los riesgos y eliminar las dependencias con una arquitectura modular y flexible que pudiera soportar el trabajo iterativo.

La empresa eligió Red Hat OpenShift como plataforma base para Kubika-O, su entorno de autoservicio para el desarrollo de software. Este entorno ofrece a los desarrolladores de software de Audi una forma de diseñar, implementar y escalar rápidamente nuevas aplicaciones y entornos de proyectos.

Kubika-O actualmente admite varias aplicaciones clave que son fundamentales para las operaciones comerciales del Grupo VW, como en las áreas de recopilación, análisis y automatización de datos.

Sebastian Kister es líder del equipo de productos y propietario de productos, Kubernetes y nube pública en Audi. Al describir el rol de TI dentro de la compañía automotriz, Kister dice: “Audi IT ve la estandarización de los proyectos de plataforma en todo el Grupo VW, que tiene más de 660,000 empleados, como una tarea central, con la provisión de entornos de tiempo de ejecución robustos en la nube. ”

Para respaldar este objetivo, Kister dice que Audi IT ha creado una organización de servicios profesionales que supera los tiempos de esquemas rígidos de “planificar, construir y ejecutar”. En el pasado, la organización de TI en torno a la planificación, creación y ejecución estructuraba la función de TI de una organización en torno a las principales áreas de infraestructura que funcionaban en todos los dominios tecnológicos.

Este enfoque se consideraba anteriormente como una forma de organizar la infraestructura de TI para reducir costos, mejorar el rendimiento y ayudar a preparar a las empresas para los productos de infraestructura de TI de próxima generación.

En 2013, McKinsey señaló que la estructura organizativa de planear, construir y ejecutar para TI ofrecía a las funciones de TI globales una mejor forma de administrar TI en comparación con la organización de las funciones de infraestructura de TI en torno a “torres de tecnología” para mainframes, servidores, almacenamiento, middleware, bases de datos, redes y usuarios finales.

Pero Kister dice que Audi IT necesitaba la capacidad de respaldar cualquier adaptación y extensión requerida con poca antelación.

Anteriormente, los proyectos se atrasaban debido a los procesos de aprovisionamiento que consumían mucho tiempo y que podían requerir plazos de entrega de hasta seis meses. Él dice: “Solo con un sistema flexible puede Audi cumplir con los requisitos comerciales que evolucionan dinámicamente”.

Al igual que muchas grandes empresas, Audi estableció varios criterios al seleccionar una plataforma adecuada y decidir si implementar cargas de trabajo en una nube pública, una nube privada o en las instalaciones. Kister dice que los proyectos de desarrollo innovadores siempre requieren un entorno seguro, estable y escalable, pero es igualmente importante que TI pueda proporcionar a la empresa una arquitectura modular y flexible que reduzca los riesgos, elimine las dependencias y admita el trabajo iterativo.

“El entorno de tiempo de ejecución también necesitaba ofrecer compatibilidad multinube, ya que VW y Audi usan varias plataformas en la nube”, dice. Este enfoque multinube reconoce el hecho de que el grupo tiene presencia en el mercado global. “Audi también quería implementar una plataforma independiente de la nube para evitar el bloqueo”, agrega.

Cuando se le preguntó acerca de cómo desarrolla Audi el software y la forma en que se organizan los equipos, Kister dice: “Como era de esperar de una marca global como Audi, tenemos una amplia gama de demandas de todos nuestros equipos. Utilizamos un enfoque de gestión ágil, que permite la entrega de soluciones centradas en el cliente que podemos comercializar rápidamente, y lanzamos muchas actualizaciones de versiones de servicios sobre la marcha”.

Hablando arquitectónicamente, Kister dice que Audi ha decidido utilizar contenedores para desacoplar los sistemas operativos de las cargas de trabajo. ¿Por qué usar contenedores en lugar de máquinas virtuales más tradicionales? “Los beneficios de tener cargas de trabajo livianas son definitivamente el argumento más importante para la contenedorización”, dice. “Nuestros equipos de proyecto desarrollan y ejecutan los contenedores de nuestros clientes, pero nos enfocamos en trabajar con ellos para permitirles hacer la transición con nosotros y empoderarlos para que trabajen junto a nosotros”.

Con la automatización a través de Red Hat OpenShift, Audi IT puede proporcionar complementos y clústeres de Kubernetes personalizados para cada proyecto de Kubika-O. Como resultado, los desarrolladores experimentados y los nuevos en Kubernetes pueden trabajar de manera más eficiente para crear, entregar y migrar soluciones innovadoras en entornos locales y en la nube.

Según Kister, la infraestructura de contenedores modular y receptiva proporcionada por Red Hat OpenShift contiene todas las funciones y servicios necesarios para operar una plataforma de administración de contenedores para aplicaciones críticas para el negocio en diferentes infraestructuras de manera certificada. La plataforma permite a Audi IT gestionar acuerdos de nivel de servicio, múltiples capas de seguridad, automatización y gestión de clústeres. “Con Red Hat OpenShift como base, los usuarios pueden, por ejemplo, mover aplicaciones en contenedores entre nubes y conservar todas las funciones”, dice.

La empresa ha implementado Red Hat OpenShift en Amazon Web Services (AWS) y Microsoft Azure como entornos de tiempo de ejecución, compatibles de forma nativa en AWS y Azure. Kister dice que Red Hat y el proveedor de la nube respectivo administran, respaldan y supervisan conjuntamente cada versión. “El equipo de Audi adopta un enfoque independiente de la nube, que aprovecha soluciones complementarias para el entorno de tiempo de ejecución, especialmente en lo que respecta a la seguridad”, agrega.

Para Kister, estas capacidades complementarias abordan los requisitos de gestión de TI, como el escaneo de imágenes de contenedores, el escaneo de tiempo de ejecución de contenedores, las comprobaciones de vulnerabilidades, la supervisión, los controles de acceso basados ​​en roles o la integración continua y la entrega e implementación continuas, entre otros.

En general, Kister ve que el rol de TI está cambiando. “Ya no se puede esperar que un sistema funcione como está durante 10 años”, dice. “Para sobrevivir en un entorno de cambio constante, necesitábamos un sistema multiinquilino con la capacidad de realizar pequeños ajustes y actualizaciones cuando fuera necesario”.

Aquí es donde encaja el desarrollo del autoservicio a través del entorno Kubika-O de Audi. Dichos entornos son clave para los esfuerzos de digitalización que requieren una innovación continua a través del desarrollo de nuevos productos y servicios basados ​​en software.

Nuestro objetivo fué el mismo desde 2004, unir personas y ayudarlas en sus acciones online, siempre gratis, eficiente y sobre todo fácil!

¿Donde estamos?

Mendoza, Argentina

Nuestras Redes Sociales