Grupo de expertos sobre sustentabilidad de TI: Resolviendo la crisis de uso y eficiencia energética de TI

La actual crisis energética mundial, desencadenada por una combinación de restricciones del sistema de suministro y transmisión de energía y desafíos de mantenimiento del generador, ha desafiado a los operadores de infraestructura digital con aumentos en los precios de la energía, mayores factores de emisiones de carbono de la electricidad y reducción de la seguridad energética.

A medida que los eventos externos hacen girar los mercados de energía, los gobiernos y los proveedores de energía están adoptando una estrategia de “manos a la obra”, estableciendo controles de precios y extendiendo o reiniciando la capacidad de generación de combustibles fósiles y nucleares para mantener las luces encendidas. Con muy poca capacidad para influir en los mercados energéticos, ¿qué pueden hacer los operadores para gestionar estos desafíos de costos y confiabilidad? ¿Cómo pueden los operadores mejorar el desempeño ambiental operativo y la sustentabilidad en un entorno de mayores factores de emisión de electricidad?

Mirando más allá de la solución inmediata de implementar capacidad de generación de respaldo, que facilita la confiabilidad de la energía pero no la gestión de costos o las mejoras en el desempeño ambiental, los operadores tienen una fuente de energía sin explotar escondida a simple vista: mejoras en la eficiencia del sistema de TI.

Los operadores de infraestructura digital pueden cumplir con los compromisos de reducción de energía y reducir sus emisiones de carbono basadas en la energía, incluso con aumentos en los factores de emisiones de carbono de la red.

Dado que las preocupaciones sobre el costo y el suministro de energía y el aumento del uso de carbón proyectado continuarán hasta 2023 y hasta 2024, las inversiones en implementaciones de administración de energía, consolidación de servidores y equipos de almacenamiento, actualizaciones de equipos de TI y control automatizado de la temperatura y la humedad del espacio de TI ofrecen retornos de la inversión a corto plazo y beneficios a largo plazo para la confiabilidad, competitividad y desempeño ambiental de las operaciones de infraestructura digital.

Implementación de administración de energía

La evidencia anecdótica sugiere que menos del 20 % de los servidores instalados funcionan con las funciones de administración de energía habilitadas. Si bien esta es la opción correcta para aplicaciones con requisitos de alto rendimiento y baja latencia, muchos tipos de aplicaciones pueden coexistir con éxito con la infraestructura de TI administrada por energía. Los operadores de infraestructura digital pueden capturar el uso de energía y reducciones de costos de hasta un 20 %.

Los fabricantes de equipos de TI ofrecen plantillas de administración de energía ajustadas para cargas de trabajo específicas o pueden ayudar a diseñar una plantilla especial. Los operadores deben probar las aplicaciones para validar su compatibilidad con estas funciones y asegurarse de que cumplan con los requisitos de confiabilidad y latencia. Una gran empresa bancaria informó que su programa de validación resultó en la implementación de funciones de administración de energía en un porcentaje significativo de su flota de servidores, logrando una reducción del 10 % en el uso y el costo de la energía.

Consolidación de servidores y equipos de almacenamiento

La encuesta anual de Uptime Intelligence y las conversaciones con administradores de infraestructura digital indican que un porcentaje significativo de la base de servidores instalados opera con un uso promedio de menos del 30 %.

Los estudios y la experiencia del mundo real demuestran que los servidores que admiten software empresarial y de oficina pueden funcionar con una utilización del 50-60 % mediante la adopción de tecnologías de virtualización.

Estas tecnologías están probadas y su implementación, facilitada por el software de ubicación de cargas de trabajo, puede mejorar la confiabilidad y la resiliencia del sistema de TI al tiempo que reduce la huella de hardware y energía hasta en un 50 %.

Se pueden obtener ahorros mediante la virtualización y consolidación de operaciones en la infraestructura de TI existente, la migración de máquinas virtuales (VM) a una nube privada o pública, o la consolidación de VM en equipos de TI nuevos y de mayor capacidad. Si bien la virtualización o la consolidación adicional de un ecosistema de TI requiere esfuerzo y gastos, el trabajo puede producir mejoras significativas en la resiliencia y ahorros de costos.

Los operadores pueden utilizar métodos de optimización de la capacidad (COM) y jerarquías de almacenamiento en niveles para reducir el espacio del sistema de almacenamiento y aumentar los GB de datos almacenados por vatio de consumo de energía. Los COM, incluidas las tecnologías de compresión de datos, aprovisionamiento ligero y eliminación de datos duplicados, aumentan la densidad de datos y permiten una utilización de la capacidad de almacenamiento del 80 % o más. Al igual que la consolidación de servidores, esto puede reducir el espacio ocupado por los equipos instalados y el uso de energía hasta en un 50 %.

Las jerarquías de almacenamiento en niveles reducen el uso general de energía al hacer coincidir la disponibilidad de datos requerida con los tiempos de respuesta del dispositivo de almacenamiento, con datos de alta disponibilidad almacenados en almacenamiento de estado sólido (SSD) y unidad de disco duro (HDD) de 15,000 rpm con alta demanda de energía, datos menos importantes almacenados en Discos duros de 10.000 y 7.200 rpm de menor energía y datos archivados almacenados en unidades de cinta que consumen mucha energía. En conjunto, el sistema cumple con los requisitos de disponibilidad de datos y minimiza el uso de energía.

Actualización del equipo

Los nuevos equipos de TI suelen ofrecer mayor capacidad de trabajo o almacenamiento y mejores características de rendimiento de trabajo por vatio o TB por vatio. Sin embargo, una actualización por sí sola no crea una infraestructura de TI más sostenible. Las aplicaciones y los datos de almacenamiento de dos a cuatro productos existentes deben consolidarse en un solo producto nuevo. Es posible lograr índices de actualización aún más altos en situaciones en las que los niveles de utilización de los equipos actuales son bajos. La consolidación en la actualización puede generar ahorros en el espacio físico del hardware y el uso de energía del 50 % o más.

Control automatizado de temperatura y humedad del espacio de TI: la temperatura del espacio de TI se puede controlar y maximizar instalando sensores de temperatura y humedad e implementando un paquete de optimización basado en software. Estos sistemas mejoran la confiabilidad del sistema de TI al eliminar los puntos calientes y reducir el uso de energía de enfriamiento hasta en un 20 % al aumentar la temperatura promedio del centro de datos y al mismo tiempo hacer coincidir la entrega de enfriamiento con la generación de calor.

La implementación completa puede demorar varios meses, ya que los operadores deben realizar aumentos de temperatura de manera gradual para permitir el reequilibrio de las baldosas del piso para eliminar los puntos calientes y fríos dentro del espacio.

Un administrador de TI tiene un menú de oportunidades de eficiencia energética al alcance de su mano. Obtener ahorros mientras se mantiene la confiabilidad operativa y se mejora el desempeño ambiental requiere un plan de proyecto bien desarrollado implementado por un equipo dedicado y bien informado.

La participación y las comunicaciones entre los equipos de instalaciones, TI, adquisiciones y proveedores serán fundamentales para la ejecución y el éxito del proyecto debido al alto nivel de interdependencia entre estos grupos. Incluso en un proyecto de consolidación de TI, la participación de las instalaciones es fundamental para reequilibrar y optimizar el funcionamiento de los sistemas de refrigeración del espacio central y de TI para capturar ahorros en la entrega de refrigeración.

Si bien estos proyectos requieren una inversión significativa en tiempo y recursos, ofrecen beneficios inmediatos en costos operativos reducidos, desempeño ambiental mejorado y demanda de energía reducida en un sistema de suministro de energía sobrecargado. La reducción en el consumo de energía y las emisiones asociadas compensan con creces el aumento de las emisiones impulsado por el aumento temporal de la capacidad de generación de combustibles fósiles.

Más importante aún, los proyectos establecen los procesos operativos, los procedimientos y la mentalidad que maximiza continuamente el trabajo entregado por vatio consumido, mejorando el desempeño ambiental y la sostenibilidad del sistema de infraestructura digital.

Más contenido para leer:  El crecimiento del sector cibernético agrava la escasez de habilidades

Nuestro objetivo fué el mismo desde 2004, unir personas y ayudarlas en sus acciones online, siempre gratis, eficiente y sobre todo fácil!

¿Donde estamos?

Mendoza, Argentina

Nuestras Redes Sociales